Características del Curso

El esquema de las diferentes lecciones es el siguiente:
El curso enfoca los problemas más importantes de nuestro tiempo en una perspectiva franciscana.

Por eso se buscó en todo el mundo una gran cantidad de autores que no solo aportaron con su competencia profesional, sino también con experiencias concretas de las respectivas áreas problemáticas. Hoy día se habla mucho de "teología contextual". En esto se refleja la concepción de que la teología, o sea tanto la espiritualidad como la teología franciscanas, sólo se pueden realizar dentro de un contexto específico: condiciones sociales y culturales, experiencias concretas y tradiciones no sólo son realidades corrientes, sino que determinan esencialmente y desde dentro a la teología.

El curso es intercultural y sirve de esa manera a la Familia Franciscana y a la Iglesia en todo el mundo.

Se pretende romper con la estrechez que hay en ciertos lugares o en un continente específico. Las hermanas y hermanos en su esfuerzo y trabajo diario, siempre se ven confrontados por cuestionamientos típicos de su propia cultura. Entonces la preocupación por otros continentes casi no interesa. Creemos que es importante tener una amplitud realmente católica, o mejor abarcadora, globalizante. Para lograr esto, se reunió un equipo intercultural. Este debía juzgar críticamente, desde sus propias áreas de experiencia, los aportes a las lecciones y complementarlas. Los problemas "ajenos" a la propia cultura debían poder ser entendidos, asimilados y sentidos. El texto ha sido traducido a los siguientes idiomas: alemán, birmano, coreano, croata, chechenio, chino, eslovaco, español, francés, húngaro, inglés, indonesio, italiano, japonés, kisuahili, portugués, urdu.

El curso es interfranciscano.

Por esto las diferentes ramas de la familia franciscana estan presentes en todos los tres niveles (autores, equipo intelectual, redacción).

En las Ordenes masculinas esto se logró, en las comunidades femeninas de la tercera Orden Regular como también en la Tercera Orden Seglar no se pudo lograr inicialmente. De esta manera, se vio en las primeras redacciones del curso un dominio de la Primera Orden y un olvido de la espiritualidad de Santa Clara. Durante la elaboración del curso cada vez se vio más claro: con Francisco solo no podemos comprender el arranque del movimiento religioso que provino de Francisco hace 800 años y que desde entonces ha fascinado y marcado a tantas personas en el mundo. Esta marcado al igual por Francisco y Clara. Esa pertenencia de los dos, la han expresado los latinoamericanos con la palabra "francisclariano". El curso quiere fomentar el trabajo conjunto interfranciscano de franciscanas y franciscanos, como también de todos aquellos que se sienten cercanos al ideal franciscano. Debe llegar a formar una familia mundial que desarrolle una profecía franciscana en las áreas problemáticas actuales.

El curso tiene unidad.

Se dispuso un equipo de redacción que garantizara un estilo unificado, un esquema siempre igual. Debía incluir la crítica y los complementos del equipo intercultural.

 

El esquema de las diferentes lecciones es el siguiente:

Texto tomado de las Fuentes

A. Introducción: Introducción al texto

B. Sumario: Resumen del material de estudio

C. Desarrollo: Explanación del tema

D. Ejercicios: Textos para la profundización del material de estudio y para el  intercambio de ideas con los demás participantes.

E. Aplicaciones: Impulsos que estimulan la acción concreta en el propio ambiente

F. Referencias: Índice de literatura e ilustraciones